martes, enero 12, 2010

Interesante película: First do no harm

Hoy ví con mi esposa esta película de 1997, en la cual actúa la extraordinaria actriz Meryl Streep. En la misma se cuenta la historia de una madre que busca desesperadamente la cura para su pequeño hijo epiléptico.

El drama de la película consiste en el largo proceso de ensayos con diversos medicamentos para intentar curar al pequeño y sus terribles efectos secundarios (además de los graves problemas del sistema de salud en los EE.UU.). Al final, parecía que la única salida era la cirugía, pero la madre del niño se puso a investigar tratamientos alternativos y encontró la dieta ketogenic, que era menospreciada por los médicos que trataban a su hijo.

Dicha dieta, en pocas palabras, consiste en dejar que el cuerpo utilice toda la glucosa disponible (por medio del ayuno) para que luego empiece a utilizar la grasa, y se mantiene al paciente con una dieta rica en grasas. Aunque no se sabe bien cuál es el mecanismo bioquímico, lo cierto es que la dieta funciona para un tercio de los pacientes. La película critica el hecho que los médicos rechazaban la evidencia como anecdótica o poco científica (según sus estándares).

Me surgieron dos preguntas importantes respecto al trastorno bipolar:

1. Ya que quienes padecemos TBP generalmente tomamos medicamentos que se administran a pacientes con epilepsia, ¿funcionaría en nosotros una dieta como esta?

2. ¿Será que los doctores nos mantienen drogados sin presentarnos tratamientos alternativos que, aunque aun no estén del todo probados "científicamente", bien podrían ayudarnos a mejorar y depender menos de los medicamentos y sus dañinos efectos secundarios?

¿Ustedes qué piensan? Vean la película y luego la comentan.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

en este articulo de Wikipedia,

http://en.wikipedia.org/wiki/Ketogenic_diet

dice que una dieta similar es la llamada Atkins

http://en.wikipedia.org/wiki/Atkins_diet

tambien explica algo de los mecanismos de accion y de sus efectos positivos en otras enfermedades, como la depresion!

Oscar Fernando Márquez M dijo...

He buscado en internet, sobre drogas naturistas para tratar las enfermedades mentales y no existen o no se publican resultados de pruebas médicas que puedan llevar a recomendar algunos tratamientos de estos, sin embargo, en la antiguedad al no existir drogas sintéticas, los medicamentos de origen natural eran usados con algunos resultados aunque, según parece eran pocos, pero existían.
El litio muy usado actualmente como estabilizante empezó como un remedio naturista pues su uso comenzó cuando unos médicos recomendaban a pacientes con problemas mentales tomar aguas ricas en sales de litio de unos manantiales, que lograban mejorías significativas, a partir de alli se tomo este ejemplo, se realizaron pruebas estadísticas médicas y se asimiló a la medicina moderna encontrando dosificaciones mas precisas y efectivas, identificando para cuales enfermedades mentales era mas efectivo.
También indagando, en internet, sobre hierbas medicinales tradicionales muy usadas antiguamente como la valeriana y la hierba de San Juan para tratar la ansiedad y la depresión encuentro que no existen estudios médicos realizados para recomendar un uso terapéutico, sin embargo, existe una contradicción al analizar interrelaciones entre algunos medicamentos y estas hierbas se ha encontrado que estas hierbas pueden bloquear o potenciar los efectos de otras drogas y lo que se recomienda es que no se usen porque daña los efectos de otros medicamentos, o sea que si tienen algún o mucho efecto sobre el cerebro por lo que podrían servir para algunos casos (no como una panacea), pienso que no es rentable para los laboratorios privados desarrollar un medicamento a partir de unas hierbas que se pueden conseguir libremente y sin patentes por lo que no se realizan pruebas para ello.